México no debe callar ante la nueva agresión de Donald Trump: Movimiento Ciudadano

15 de febrero de 2019

Nos ha dicho asesinos. Violadores también. Ha asustado a su población reiterando su mensaje de que somos depredadores; que migramos para robar, violar y matar. Fue la fundación y base de su campaña electoral y ha sido el tono al que recurre en tiempos de crisis durante su gobierno.

Se trata, evidentemente, del presidente de Estados Unidos, Donald Trump. Hoy por la mañana se sumó otra a su larga lista, pero ésta ya no implica solo palabras y amenazas. El presidente norteamericano firmó en la Casa Blanca una “emergencia nacional” para poder construir el muro fronterizo con México que prometió desde los inicios de su campaña.

En su mensaje a los medios, señaló que el asunto es de tal relevancia, que no pasará los reajustes presupuestales por el Congreso, sino que lo hará de manera unilateral. “Tenemos una invasión de drogas y criminales entrando a nuestro país”, aseveró.

Donald Trump no se ha cansado de insultarnos. Pero ahí no termina lo más grave. El presidente Andrés Manuel López Obrador ha decidido no confrontarlo. Tras cada declaración denigrante sobre los mexicanos, López Obrador ha defendido el derecho de Trump a tener esas opiniones y ha repetido que no se meterá en la política norteamericana.

Pero hay acciones y decisiones que trascienden las fronteras y las opiniones, como es el caso. La decisión de dividirnos mediante un muro porque representamos una “amenaza” es una clara afrenta al pueblo mexicano. Es un insulto a la historia, valores y principios que nos caracterizan y que tanto dice defender el presidente de la República.

La inacción y el silencio del presidente mexicano son tan difíciles de creer como los insultos y ofensas de su par norteamericano. Con una legitimidad democrática enorme, López Obrador ha elegido el silencio e ignorar las consecuencias que las palabras y acciones de la administración de Trump han tenido en la vida de millones de migrantes. Lo hemos visto en decenas de videos: insultos en las escuelas, agresiones en la calle, ofensas en las universidades.

Frente a ese contexto de violencia verbal y política no caben el silencio y la “neutralidad”. No hay neutralidad cuando se encubre a los violentos y a quienes atentan desde el poder en contra de los más indefensos.

Por esa razón Movimiento Ciudadano no guardará silencio. Además de que no existe tal emergencia, pues las detenciones están en un nivel mucho menor que hace veinte años y que la población indocumentada ha decrecido en los últimos años, estudiaremos las alternativas legales y políticas en el ámbito internacional ante esta acción del gobierno de los Estados Unidos que atenta directamente contra nuestras y nuestros migrantes y exigimos, nuevamente, y de manera enérgica, que el Gobierno de México muestre decoro y defienda con vehemencia a todos los mexicanos.

DANOS TUS COMENTARIOS

¡Comenta, comparte tu opinión y continúa informándote de los artículos que te compartimos en Movimiento Ciudadano!

SÚMATE

¿Estás en contra de que compren la voluntad ciudadana?
¡Regístrate aquí!

* Todos los campos son requieridos