Fiscal General admite que habían agentes investigadores vestidos de civil en la manifestación

El regidor de Movimiento Ciudadano en Tlaquepaque, Germán Ralis, en un acto de responsabilidad, acudió junto con integrantes de Movimiento Ciudadano y Alianza Ciudadana a las oficinas de la Fiscalía General del Estado de Jalisco para ponerse a su disposición, pues hoy el Fiscal General, Luis Carlos Nájera, lo acusó de haber participado en hechos violentos el sábado pasado e indicó que solicitaría una orden de aprehensión en su contra.

Junto con Germán Ralis acudieron Enrique Alfaro, presidente de Alianza Ciudadana; Hugo Luna, Coordinador estatal de Movimiento Ciudadano, además de los integrantes de la bancada de Movimiento Ciudadano en el Congreso de Jalisco y de los miembros de las fracciones de regidores ciudadanos de la Zona Metropolitana de Guadalajara.  En una sala los recibió el Fiscal General y en un diálogo acalorado, esté aceptó que el día de la manifestación contra la reforma energética, entre multitud estaban presentes agentes investigadores vestidos de civil. 

Nájera reconoció que fueron policías investigadores a su cargo y vestidos de civiles, quienes aprehendieron a varios jóvenes en zonas ya alejadas del lugar donde se dio la trifulca el sábado pasado (http://www.youtube.com/watch?v=RCIxP9OM0_Q). Ante la pregunta de por qué se le dejaron libres si supuestamente habían cometido delitos y se habían aprehendido en flagrancia, no supo contestar por qué se les dejó en libertad.

“¿Donde se dice que no pueden andar los policías investigadores sin uniforme?”, justificó Nájera. 

Por su parte Germán Ralis aclaró que no participó en ningún acto violento, y que lo único que hizo fue ayudar a una señora que estaba siendo golpeada por policías dentro del Congreso de Jalisco. Por lo tanto, como no había nada qué esconder, presentó su solicitud de licencia a aprobarse en el Cabildo de Tlaquepaque, con el objetivo de mostrar toda la disposición para esclarecer los señalamientos.

Nájera no supo contestar de qué delito se la acusaba a Ralis, y lo único que mencionó es que había una averiguación y que él estaba defendiendo el nombre y el prestigio de “mi Fiscalía”. Dio a entender que a Germán Ralis no se la acusaba de actos violentos, sino de haber manifestado que había grupos de infiltrados el sábado pasado, y que por eso se habían realizado las investigaciones con tana celeridad.

“Los señores fueron y dijeron que se infiltraron gentes (sic) de la Fiscalía; yo estoy defendiendo el buen nombre de mi Fiscalía, al igual que ustedes el buen nombre de su partido político; yo también tengo derecho a defender el buen nombre de mi Fiscalía, yo no sé por qué él sí y yo no”, expuso Nájera, “no vale que haya imputaciones y falsedades diciendo que había gente infiltrada”.

Ante este argumento, Clemente Castañeda mencionó: “¿es decir, que si hay alguna desacreditación a la Fiscalía, alguna injuria, alguna imputación que usted considere que estamos desprestigiado a la Fiscalía, la respuesta de la Fiscalía es irse contra los miembros de Movimiento Ciudadano para que paguen los platos rotos?”. Nájera no supo responder a este cuestionamiento.

Enrique Alfaro mencionó que era sospechoso que en una entidad donde las investigaciones tardan mucho y las órdenes de aprehensión, cuando se dan, se giran mucho tiempo después de cometidos los delitos, un hecho como el rompimiento de una ventana haya sido investigado en un tiempo récord y se hayan girado diez órdenes de aprehensión cinco días después de haberse cometido los presuntos ilícitos.

“Misteriosamente en este tema ha sido mucha la prisa y la celeridad”, señaló Alfaro, pues en tres días las investigaciones generaron solicitud de órdenes de aprehensión.

Clemente Castañeda expresó que los diputados de Movimiento Ciudadano le habían dado la confianza al Fiscal General para que cumpliera el papel de defender a los jaliscienses, y que la mejor manera para que los ciudadanos se lo reconocieran era “haciendo bien su trabajo, no utilizando la Fiscalía como elemento de golpeteo político, no teniendo un uso selectivo de la ley”.

Alfaro, antes de terminada la reunión, indicó que las declaraciones de las órdenes de aprehensión habían sido para distraer el aumento en el precio del transporte público que se dará el próximo viernes, y a desviar el tema de Elisa Ayón, regidora de Guadalajara que amenazó al PRI con descubrir las corrupción que hay en ese partido. 

“No puede ser usted el ariete del golpeteo político […] Hoy nos dimos cuenta que desde la Fiscalía se está iniciando la persecución política contra nuestro movimiento. El regidor Germán Ralis está asumiendo su responsabilidad en función de sus declaraciones el día de hoy, para dar la cara y decirle que no tenemos nada que esconder. Y si alguien cometió un delito, tienen que asumir las consecuencias de sus actos. Estamos totalmente comprometidos con la legalidad de la aplicación de la ley. Pero no así, no con consigna, no con una justicia selectiva”, sentenció el presidente de Alianza Ciudadana.

No cabe duda, con lo sucedido hoy, queda demostrado que las acusaciones que realizó hoy por la mañana el Fiscal General tienen tintes políticos, y que se está usando a éste para golpear a los adversarios políticos.

DANOS TUS COMENTARIOS

¡Comenta, comparte tu opinión y continúa informándote de los artículos que te compartimos en Movimiento Ciudadano!

SÚMATE

¿Estás en contra de que compren la voluntad ciudadana?
¡Regístrate aquí!

* Todos los campos son requieridos